Cheesecake de Snickers sin horno


El verano se nos va volando y antes de que termine quise traer este cheesecake sin horno que está deliciosísimo!! aunque la verdad es que está tan bueno y es tan fácil de preparar que para quienes nos encantan los cheesecakes  y/o el chocolate, lo podemos disfrutar en cualquier época del año.

Esta receta de Cheesecake de Snickers la preparé desde hace varios días, pero como la vida da tantas vueltas y entre que la pantalla de la laptop quebrada y mis hijas en evaluaciones en el colegio, ha sido un corre corre constante por estos lares y apenas he tenido tiempo para nada!

En fin, ya ubicados en la receta, les cuento que está de lujo, la consistencia es firme pero muy cremosa, casi como una mousse. Yo la hice en porciones individuales (9, aunque solo se vean 6) pero bien se podría hacer en un molde de 15 a 20 cm (variando la altura final) y en cuanto a toppings, te recomiendo no escatimar, entre más es mucho mejor jejeje.





INGREDIENTES:

Base
90 gramos de galletas oreo de chocolate (con todo y crema)
50 gramos de mantequilla o margarina
50 gramos de azúcar morena

Relleno
225 gramos de quese crema a temperatura ambiente
250 ml de nata para montar 35%MG
160 gramos de azúcar glas
100 gramos de Nutella
2 cucharadas colmadas de cacao en polvo

Snickers troceados 
Caramelo liquido
Chocolate líquido


PREPARACIÓN:

Comenzamos con la base. Trituramos las galletas y mezclamos con el azúcar y la mantequilla.



Como te decía al principio, yo en esta ocasión utilicé anillos para hacerlos individuales, pero puedes hacerlo en un solo molde grande. En cualquiera de los dos casos, presionamos la mezcla de la galletas en el fondo hasta que quede bien compactada y luego refrigeramos.


Mientras la base está en el refrigerador prepararemos el relleno. Batimos el queso crema junto con el azúcar glas hasta que esté completamente integrado.


Luego agregamos la nata líquida y batimos por unos segundos más.


Por último agregamos la Nutella y el cacao y batimos hasta integrar todo por completo.


Sacamos la/las bases del refrigerador y sobre ellas vertimos el relleno. Refrigeramos nuevamente por 4 a 6 horas o de preferencia toda la noche.


Listo!! ya solo nos queda desmoldar presionando hacia arriba y decorar con los snickers y caramelo líquido (puedes ponerle más de todo lo que quieras, a mi en la foto se me pasó ponerle el chocolate líquido)

Mira qué belleza y qué delicia!! a todos en casa les encantará!!



Recuerda que puedes encontrar más recetas en el Blog, seguir todas las novedades en mi FacebookTwitter Google+ o encontrar inspiración en mi Instagram y Pinterest.

Y para no perderte de nada Suscríbete para recibir cada nueva receta :)






Comentarios

  1. Para chuparse los dedos! tiene que estar de rechupete!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  2. ¡Qué maravilla! Como buena amante de las tartas de queso me quedo con la receta ¡qué rica tiene que estar!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  3. Mmmmm, me la apunto!!!!! Quizás pueda hacer una versión para mi hija porque las oreo son veganas y la nata y el queso en crema creo que pueden sustituirse.
    Un besito y espero que a las niñas les haya ido genial en las evaluaciones.

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Madre mía, Maribel!! ¡¡Esto tiene que estar de muerte lenta!! Rico no, ¡¡lo siguiente de rico!! ¡¡Un placer, una maravilla tiene que ser comer esto!! En versión mini, me encanta, pero en forma de tarta grande, ¡¡me la como entera, ja, ja!! Para las golosas como yo, este cheesecake, tiene esos ingredientes que me encantan, tanto solos como reunidos en un postre como este. Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Vaya que rico y que bueno se agradece que ahora no haya que usar el horno!1beso

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios, me alegran y ayudan a crecer :-)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...